Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘Futuro’ Category

image

Venezuela es como un gran amor, es como un tatuaje que queda grabado en la piel. Algunos vinieron a este país y jamás pudieron dejarlo. Sus bellezas te dejan sin aliento, su clima, su diversidad. Entre montañas, paradisíacas playas, medanos, el salto más alto de mundo, los nevados, las islas. En Venezuela he andado en mula, he hecho rafting, he escalado, volado en parapente, acampado en el llano con las estrellas de testigo, y me ha congelado el frío en la Laguna de Mucubaji. Aquí viví mi inocencia, me hice mujer, encontré mis pasiones. Tuve espléndidas aventuras, disfrute mis años universitarios rumbeando en Chacaito o escuchando a Los Amigos Invisibles en La Bodeguita de Medio en Bello Monte. Conocí lo bueno y lo malo. Anduve por todas sus carreteras. Hice panas (amigos) en todas partes, hasta los buhoneros de Choroni o el centro de Barquisimeto.

 

Es un amor muy intenso, otros hermanos no lo entienden, se te mete en las entrañas. Así que dejarla no es nada fácil porque es que aunque uno se va nunca la deja. La Tierra de Gracia, el país con nombre de mujer, con su gente cálida y bochinchera ¡Mi Venezuela! Van ya tres las veces que me ha tocado alejarme de tus costas, pensé que ya eso no sucedería mi linda porque en verdad nunca he querido dejarte, pero ya sabes que soy una aventurera, una ciudadana del mundo. Siempre he creído en ti, hoy me duele más porque te dejo golpeada, herida pero te veré iluminada, resurgida como el ave fénix. Eres una guerrera, te llevo conmigo donde sea que voy. Te dejo a mis otros amores, mis viejos, a mis grandes amigos, mis proyectos, te dejo una siembra de trabajo y entrega. Me voy contenta porque te lo he dado todo, mis segundos, mis alientos, mis andares, mis sueños.

 

La cuestión nunca es si irse o quedarse, no importa cuán duro sea quedarse en la incertidumbre y zozobra, en la desidia y la supresión. En los días sin certeza de qué habrá para comer. En la no libertad de ejercicio de mis colegas periodistas, o de los abogados. En la terrible cultura de “cuánto hay pa eso”. En tus calles olvidadas llenas de orificios. En la cruzada para encontrar medicinas o en el susurro inesperado de la muerte en los abandonados hospitales. En el grito del crimen. En la galopante inflación. En eso que algunos te han convertido mi bella y amada Venezuela. La cuestión no es realmente si dejarte o acompañarte porque la vida es infinita y el mundo ilimitado, el punto es cómo nos quedamos o cómo nos vamos.

 

La pregunta sería entonces ¿desde qué lugar estas tomando la decisión de irte o de quedarte? ¿Es desde el miedo y el cansancio? ¿O es desde el entusiasmo y la apertura? ¿Es desde la queja y la desesperanza? ¿O desde la certeza y alegría?

 

Yo te dejo para hacerme más fuerte, para aprender, crecer y amarte más admirando y valorando tus diferencias y similitudes con otros territorios. Me voy para ponerte en alto, para que otros te conozcan desde mis recuerdos, para hablar de ti bonito y con orgullo, para que el mundo sepa de qué estamos hechos los venezolanos, como hemos podido reinventarnos. Para esparcir tus historias de luchas y echar los cuentos sobre tu inmensa capacidad de resolver y soprepasar cualquier obstáculo.

 

Hoy me voy pero siempre, siempre volveré a ti…

Anuncios

Read Full Post »

Ya van a hacer casi 20 años desde la primera vez que, viviendo en USA, una señora muy amable me habló del Mercadeo en Redes. Recuerdo perfectamente que yo trabajaba como recepcionista en una mueblería y ella me invitó a tomar un café en mi hora de descanso. Nos sentamos en una linda cafetería y ella me echó un cuento del cual yo ya no me acuerdo nada (risas), ni siquiera puedo recordar el   nombre de ella, pero si tengo su cara y su presencia grabada como una fotografía en mi memoria.

Lo cierto es que ese fue mi primer contacto con este concepto. Un año más tarde estaba ya en Venezuela desarrollando por mi propia experiencia un negocio de este tipo. Fue una aventura muy interesante, de la cual, más allá de los logros, el dinero y los viajes, lo que más me quedó fue el haber conocido a personas que, con su ejemplo, me mostraron lo ilimitado que puede ser el potencial humano y cómo cualquier cosa es posible para aquel que “cree” y que trabaja con persistencia y constancia.

Hace unos meses cuando mi esposo llegó un día a casa, después de ir a una charla con mi papá, y me dijo: -voy a hacer un negocio de Mercadeo en Redes-, yo no podía creerlo. Es como cuando piensas que ya hay cosas que pasaron en tu vida y no volverán, pero ellas retornan a ti de alguna manera y te haces la pregunta ¿será que este ciclo no se cerró? Para mí esto más bien era algo que no tenía nada que ver conmigo, era un proyecto que estaría buenísimo para mi esposo porque ya yo lo había vivido, pero ¡estaba equivocada! (risas).

Un día decidí acompañarlo a un seminario y la verdad no me gustaba mucho todo el entusiasmo que había en el lugar, soy de las personas que me gustan más los ambientes calmos que aquellos donde todo el mundo grita como para subirse el ánimo. Pues resulta que el orador del evento tenía algo en común conmigo, su pasión por el futbol y su amor por Venezuela. Este joven estaba contando como, gracias al desarrollo personal que había obtenido en ese negocio, un día recibió una llamada donde se le invitaba a ser el coach motivacional de la selección Vinotinto Sub 17 pero no había asignado ningún tipo de recurso económico para ese cargo, es decir, si él quería participar tenía que trabajar gratis. Fue como un eco que resonó dentro de mi cuando él dijo: Y pude hacerlo, pude trabajar gratis por mi país, gracias a que este negocio me da el suficiente dinero como para hacer lo que amo hacer.

photogrid_1473958843515-1

¡Gracias Jeremias!

Desde ese día he acompañado a mi esposo en esta actividad económica y todo nuestro mundo se ha transformado, es como si hubiésemos empezado a vivir una nueva vida, y siempre estaré agradecida a él por haber tomado tan sabia decisión.

Puedo decirles que nuestro entorno está lleno de personas con altos estándares y valores. Formamos parte de una comunidad en la cual el foco no soy yo como individuo sino todas las personas que conforman el equipo. Vivimos con una visión inmensa de lo que viene, y con la paz interior de saber que todo lo que hacemos trae el bien al mayor número de áreas en la vida ¡Esto realmente me emociona! Saber que soy capaz de ver más allá, porque no muchos logran verlo, a veces estamos tan prisioneros de los miedos, de las ideas fijas de cómo tienen que ser las cosas y tan enfrascados en nuestra manera de hacer dinero y sobrevivir que nos hacemos ciegos a lo que es obvio, está pasando justo en frente de nuestras narices y no lo vemos, entonces vienen las circunstancias duras, nos arropa la realidad y estamos hasta deprimidos y robotizados, pero no nos hemos dado cuenta. Allá afuera las personas están tan tristes y ni siquiera se percatan de ello…

Nosotros somos muy afortunados ¡realmente lo somos!  El Mercadeo en Redes nos llevó a formar parte de  una tribu de excelencia. Dejamos de pensar en nuestros “problemitas” y nuestras necesidades, las cuales se han visto resueltas y satisfechas al enfocarnos en los problemas y anhelos de los demás; por tanto, no solo estamos pasando por la vida para tener una familia de papá, mamá e hijos, ni tampoco vivimos solo para tener una casa, un carro, un trabajo y vacaciones dos veces al año. Tenemos “propósito”, aportamos cada día, a todo nuestro alrededor, dejando de ser pobres de mente y de bolsillo y colaborando a que muchos otros también dejen de serlo ¡es una gran vida!

La felicidad y la prosperidad nace de ahí, esa sensación de plenitud que tanto buscamos, algunos en las profesiones, otros en la meditación, algunos en lo material y otros en lo espiritual. Actualmente en Venezuela muchos lo buscan, lo anhelan, lo ameritan en lo económico, porque todo está tan duro, no importa cuál sea la condición social, yo lo veo todos los días, personas que están desesperanzadas y siguen intentando subsistir, buscar el pan para sus casas o mantener la posición que tanto les costó construir, y se quedan dando vueltas en un mismo eje sobre si mismos sin poder encontrar la salida, y se olvidan de ver alrededor y hacerse la gran pregunta; ¿Qué puedo hacer distinto? ¿Qué puedo dar yo?

Para mi esa es la única manera, crear equipos, hacer cosas que traigan beneficio para muchos y para todo, es un salto de conciencia, y todo viene agigantado de vuelta hacia ti cuando tienes el coraje de hacer esto. La abundancia fluye, no solo en dinero, sino en amor, en compañía, en dicha, en ética, en grandeza. Es simplemente una Economía Consciente  y Colaborativa, donde el mundo cambia, somos parte de esa transformación y logramos trascender.

Algunos ya estamos listos para esto ¿lo estás tú?

Read Full Post »

VIDA

Este último año ha sido tan intensamente activo y versátil que había dejado la escritura un poco de lado. Pero nada en verdad está mejor o peor, definitivamente todos son momentos y cada uno es un mecanismo que te lleva al siguiente, y ese al próximo, y entre engranaje y engranaje se va gestando nuestra existencia tan llena de matices, colores y maravillas.

He aprendido mucho, pero más ha sido lo que me ha tocado desaprender. Es un camino de regreso a lo más básico y simple. Pareció un año muy turbulento, no por problemas sino más bien por acciones y logros. Ahora es un nuevo tiempo donde el aprendizaje no ha parado, al contrario, estoy desmenuzando la historia, el conocimiento, la línea temporal, dándole valor a lo científico, a la propia tecnología que te lleva a cruzar el puente hacia aquello que innatamente, yo no he buscado, me ha encontrado.

Estoy tomando la ruta de la súper-actividad sin tensión, la disciplina, el cronograma tan bien organizado que te entusiasma y permite que te dé chance para hacerlo todo. La vida puede ser tan efectiva cuando la simplificamos, cuando borramos los datos falsos que nuestra mente tiene grabados limitando nuestras percepciones y hasta nuestras propias habilidades.

Aumentaron los proyectos y los retos. La creatividad esta al mil por cierto y el espacio se diluye, como también el tiempo ¡lo creamos! Somos capaces de crear tiempo, estamos produciendo futuro a cada instante, es tanta la invención que no llega a haber presente, cada segundo es algo nuevo, es decir, todo es futuro, y ya no hay que enfocarse más en aquello de “mantenerse en el momento presente”, porque eso es simplemente quedarse allí y la supervivencia no es estática, la vida es movimiento.

¡Esta nueva experiencia es realmente fascinante!

Quiero agradecer a todos aquellos que me leen y me siguen por esta ventana. Mi amiga Ana me inspiró a volver más frecuentemente a comunicarme por aquí, a solo compartir mi experiencia sin tapujos, porque ella y yo nos conocimos gracias a este blog, nos re-encontramos de nuevo, muy seguramente, aunque no nos habíamos visto estas caras jamás, y eso es lindo, es hermoso poder encontrarnos de vuelta, retornar.

Así que aquí estoy, quiero que tú me conozcas y deseo conocerte. Yo voy a contarte mis anécdotas, pero me encantaría también aprender de las tuyas. El mundo ahora se mantiene todo conectado, ya no quiero solo escribir, quiero leer, hablar y escuchar, quiero compartir y que nos inter-conectemos ¡podría llegar a ser muy divertido! ¿te atreves?

Read Full Post »